Miércoles - 26.Septiembre.2018


La mujer en la mitología de Costa da Morte

El carácter matriarcal y matrilineal (recogido en Aras de época como las de Brandomil y Serantes, localidades próximas al Finisterre Galaico) de la mujer en la mitología queda patente en el geógrafo antiguo Estrabón, cuando definía como “GYNAIKOKRATÍA” el status de la mujer no sólo en la familia sino también en la sociedad en general; su situación jerárquica, la transmisión de los bienes que se realizaba por línea femenina, la potestad de casar a los hermanos, la cuestión de la “COVADA” en la que tras el parto ellas cedían el lecho y el bebé al hombre con lo que los hombres fingían ser mujeres, llamativos estos hechos para la mentalidad patriarcal de un griego o un romano.

El valor y el trabajo, así como la participación en las batallas al lado de los hombres era signo de Amazonismo para los Romanos. Este modelo enfrentaba claramente al Grecorromano y al Judeocristiano después. Nada mejor que los romanos para decirnos lo que provocaba en ellos, el escritor antiguo Tácito testimonia: “Desgreñadas mujeres de negro ropaje, cual furia blandiendo brazos cetrinos, daban puñetazos a la par que patadas, como si fuesen proyectiles de una catapulta”. El subconsciente colectivo parece obrar todavía en la actualidad en las villas marineras de Costa da Morte, los hombres van al mar y las mujeres realizan el control económico y social, de tal modo que ellos suelen afirmar con un tono más bien ufano “O home na súa casa nin muller é”.

La mujer DRUIDA, bruja y profética, encargada de los ceremoniales de purificación y protección contra los espíritus del mal, culto al fuego y al agua; hacían bañar a los niños con una camisa que era arrojada al mar, o si este estaba enfermo la camisa era quemada totalmente; estas ceremonias se concretarán posteriormente, tanto es así que en la primitiva iglesia cristiana era la encargada de la celebración de la misa hasta que posteriormente la Iglesia de Roma lo prohibió. Las DRYADES “AS BRUXAS” tuvieron en el mundo posterior cristiano un gran predicamento, por un lado se rezaba en la Iglesia y por otro la presencia de estas DRUIDAS, proféticas y adivinatorias eran imprescindibles en ferias comarcales como las de Carballo o en establecimientos de renombre como el de Baiñas.

También las mujeres ostentaron mando militar, es el caso de la mítica Reina Lupa, tan grande era el poder de ésta que el temor de los hombres está presente en numerosas leyendas, además en una posición de prevalencia eran iniciadoras sexuales, el número de sus amantes era incalculable, prodigando “la amistad de los muslos” a todos los guerreros que deseaba obtener para su servicio.

Fdo.: José Ares

20/03/2012 ir arriba

v02.15:0.01
GestionMax
política privacidad   mapa web   
HOTEL DE NATURALEZA AV, SL | Hoteles en Finisterre | Costa da Morte | Costa de la muerte | A Coruña | Galicia | CIF: B15974926 -
Produce Productos web, s.l. - iLatina -